¿No ahorras para tu retiro? ¡Tienes que leer esto!

Seamos sinceros. Casi nadie piensa en el momento del retiro laboral, aunque todos anhelamos el momento de dejar de trabajar para dedicar nuestros “años dorados” a las actividades que nunca pudimos concretar en nuestra juventud por falta de tiempo, o simplemente descansar libres de presiones de horarios, plazos de entrega, etcétera. Y menos personas piensan además, en crear su fondo de ahorro para cuando llegue ese momento.

Los sistemas de pensiones tradicionales cada vez están al alcance de menos trabajadores porque las empresas contratan bajo el esquema de honorarios u cualquier otro para no hacer aportaciones económicas a un sistema de seguridad social para cuando el empleado llegue al final de su etapa más productiva. Por eso, hoy más que nunca es indispensable contar con un plan de ahorro que haga posible que disfrutes de un retiro sin preocupaciones financieras.

Tic, tac, tic, tac, el tiempo pasa.

El ahorro en general requiere disciplina y mucha organización. Sabemos que en promedio, los mexicanos no nos distinguimos por ser previsores, por ello elegir el plan de ahorro adecuado es el primer paso para lograrlo. Analistas financieros sugieren que comparemos las etapas de nuestra vida con las estaciones del año. Desde ese punto de vista, parte de nuestra “primavera” y el “verano” son los momentos perfectos para iniciar nuestro plan de ahorro para el retiro, es decir, a partir de los 25 o 30 años de edad, y hasta los 50 o 55.



¿Cuál es la mejor opción?

Todo depende de tu profesión y cuánto ganes. Una alternativa es abrir una cuenta de ahorro con opción de inversión a determinado plazo. Inicias depositando una cantidad base y luego determinas cuándo y cuánto irás agregando. Recuerda que entre más dinero ingreses, el margen de intereses aumentará. En los bancos tienen instrumentos financieros adecuados para planes de retiro. Trata de evaluar a la mayoría para tomar una decisión acertada.

Ahorro voluntario vs Ahorro solidario: si trabajas para una empresa seguramente sabes de las AFORES, un mecanismo financiero que existe desde hace años a través del cual puedes destinar una parte de tu salario a tu fondo de ahorro para el retiro. Este instrumento ofrece diversas opciones según tus posibilidades. Puedes consultar más información en si sitio web: http://www.consar.gob.mx/

Inversión en algún negocio o proyecto económico: algunos consideran buena esta alternativa. Pero hay que ser muy cuidadoso de dónde decides invertir tu patrimonio, recuerda que el mercado especulativo es volátil. Busca lo más estable y sólido. Apóyate con asesores especializados.

Recuerda que si eres responsable de tu destino, también eres responsable de tu futuro. ¡No dejes pasar más tiempo y garantiza un patrimonio para tu tranquilidad y la de tu familia!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *